Cinco personas se benefician de la primera donación a ‘corazón parado’ registrada en la provincia de Huelva

Esta donación, que ha tenido lugar en el Hospital Juan Ramón Jiménez, ha beneficiando directamente a cinco pacientes, que han sido trasplantados de riñón (dos), de hígado (uno) y de córnea (dos).

Los donantes en asistolia, o también llamados donantes a corazón parado, son donantes diagnosticados de muerte por el cese irreversible del latido cardíaco.

Frente al donante más habitual, que fallece como consecuencia de una hemorragia cerebral o de un traumatismo craneoencefálico, por el cese completo de la actividad cerebral -lo que se conoce con el nombre de muerte encefálica-, el donante en asistolia fallece como consecuencia de una parada cardiorrespiratoria, por el cese irreversible del latido del corazón.

La modalidad de donación en asistolia controlada que ha tenido lugar en el Complejo Hospitalario Universitario de Huelva es aquella en la que los donantes son pacientes que presentan daño neurológico irreversible o una patología cardiorrespiratoria de evolución y pronóstico desfavorables, avocando a una situación terminal y requiriendo medidas de soporte vital.

En caso de que se llegue a un punto en que cualquier tratamiento adicional se considera inútil y se limite el soporte vital, se valora la posibilidad de la donación.

La primera donación a 'corazón parado' de Huelva beneficia a cinco pacientes
La primera donación a ‘corazón parado’ de Huelva beneficia a cinco pacientes

Deja un comentario