Un colegio de Corteconcepción abre las visitas al Poblado Tartésico de Obras Cristianas de Gibraleón

El colegio ‘Doctor Peralías Panduro, de la localidad onubense de Corteconcepción, ha sido el primero en realizar una visita al Poblado Tartésico del Centro Ocupacional de Empleo de Cristo Roto, que la Asociación de Obras Cristianas tiene en Gibraleón.

Los alumnos y profesores de este centro escolar rural escucharon atentamente las explicaciones que a lo largo del recorrido por el poblado le fueron ofreciendo los guías de cada área, especialmente en la zona de la necrópolis.

Los alumnos disfrutaron posteriormente con el recorrido por la ‘Despensa tartésica’, la ‘Tienda del alfarero’, el ‘Horno de metalurgia’ y la ‘Ganadería’, esta última con numerosos animales vivos que hicieron las delicias de todos y que les dio una cierta idea del tipo de economía de los tartesios, así como en las actividades que pudieron desarrollar en los talleres de panadería, arqueología y cerámica.

El denominado ‘Poblado Tartésico’ consiste en un proyecto que quiere acercar a los niños jóvenes y a todos los demás segmentos de la población y colectivos sociales a las personas con discapacidad intelectual para compartir entre todos una experiencia lúdica, festiva y cultural desde el conocimiento de la primera gran civilización que existiera, ya en el siglo VIII antes de Cristo, en la provincia de Huelva: Tartessos.

El Poblado Tartésico es un proyecto cultural y de integración, buscando nuestras raíces integrando al discapacitado”. Se trata de “un proyecto cósmico de acuerdo con Dios en el que humanos, animales y plantas se integran perfectamente, ayudando a sacar de nosotros la parte más bondadosa que tenemos, la ternura”, asegura el padre Diego Suárez Mora, artífice de esta iniciativa.

Deja un comentario